Agencia
Para La Libertad

Periodismo de Intervención social

SOBRE EL TRIBUNAL ORAL FEDERAL Nº 4

“No soporto más este mal trato, este abandono”

(APL) La ley de Estímulo Educativo introduce, desde julio de 2011, una reforma sustancial a la ley 24.660 de Ejecución Penal, incorporando la anticipación de los plazos en el derecho a la libertad. Desde su comienzo se forjó una importante discrepancia en cuanto a su aplicación, dejando en manos de los jueces la interpretación de la norma, lo cual ha llevado a los más variados dictámenes. María Pueblo, alojada en la Unidad IV de Ezeiza nos relata su historia y frustración en relación a dicha normativa y su situación personal.

Como tantas otras mujeres que se encuentran detenidas en la Unidad IV, María se esforzó diariamente asistiendo a cantidad de cursos, talleres y hasta termino la escuela primaria, para poder obtener así su libertad condicional. Todo eso sumado a una excelente conducta y predisposición con sus pares en las actividades diarias en el penal. Con estos antecedentes solicitó al Tribunal Oral Federal 4 integrado por los doctores Néstor Costabel, Enrique Pose y Patricia Mallo, le apliquen a su condena la reducción correspondiente por el estímulo educativo. Luego de las acreditaciones correspondientes en el expediente se obtuvo un dictamen desfavorable. María nos escribe desde un rincón del penal, esta desconsolada, su rostro refleja la impotencia que genera la burocracia judicial, nos cuenta su frustración, “mis tres hijos están solos, no sé dónde viven, no me pueden visitar¨ nos sigue refiriendo: “estoy enferma, me tengo que operar de la vesícula, tengo dolores y no me atienden, no me llevan al médico, no me dan los medicamentos, el Servicio Penitenciario Federal no me escucha, los jueces no se dan cuenta el daño que le están haciendo a mi familia, yo acá no suma nada y mis hijos afuera suman delincuencia”, añade entre lágrimas. “Mis bebes tiene hambre, frio están solos necesitan a su madre, la cual no mató ni robó, pido ayuda a los organismos de Derechos Humanos no soporto más este mal trato, este abandono” “Hice los cursos de Costura de máquina y de mano/ Collarete/ Bolsilleria/ Máquina Overlock / Periodismo//Derechos Sociales/Ingles/Primaria Completa / Violencia de Género/Trabajo en Taller de encuadernación /Bolso y mochila. Y entonces, ¿para que mienten que eso nos genera derechos que después no se cumplen?”, puntualizó Maria.

Lo que los presos y cautivas no logran entender es la diferencia de opiniones que se forjan desde idénticas situaciones. Debe la jurisprudencia llegar a una interpretación armónica de dicha disposición y desenterrar la voluntad del legislador al incorporar la Ley de Estímulo, los mismos han querido: “fomentar la educación premiando a las personas presas que estudien mediante una reducción de los plazos de progresividad”, o sea “premia el sacrificio con el acortamiento de la pena”.

Última modificación: 24 de septiembre de 2014 a las 09:31