Agencia
Para La Libertad

Periodismo de Intervención social

EL RECLAMO POR MALDONADO SE EXPRESÓ CON MOVILIZACIONES TAMBIÉN EN INGLATERRA Y FRANCIA

Where is Santiago?

(Por Marcelo Justo, desde Londres/ Página 12) “Where is Santiago?”, decía el cartel que el Comité de Solidaridad con Argentina colocó en la entrada de la Embajada en Londres, donde hubo otro acto organizado por el Enlace Mapuche Internacional. También hubo una manifestación en París. En Londres el reclamo por Santiago Maldonado empezó más temprano. A las 12 (las 8 de Argentina) el Enlace Mapuche Internacional se manifestó delante de la tienda de Benetton en Regent Street y a las 14 (las 10 de Argentina) el Comité de Solidaridad con Argentina hizo lo mismo delante de la embajada. “Esta es nuestra tercera protesta para reclamar la aparición con vida de Santiago Maldonado. Los británicos no pueden creer que en un país en democracia pueda desaparecer gente y que el Estado se lave las manos. Queremos también mandar nuestra solidaridad a la familia de Santiago. Son muchas ciudades en Europa que hoy se están manifestando por lo mismo”, dijo el secretario del Comité de Solidaridad con Argentina, Daniel Ozarow.En la Argentina hubo manifestaciones en todo el pais.

Londres

En la prensa europea “desaparecido” figura con frecuencia desde los tiempos de la dictadura en español. Argentina tuvo el siniestro honor de universalizar esta palabra incorporándola a muchas lenguas, pero también llegó a representar la vanguardia internacional en términos de la lucha por la verdad y la justicia en casos de crímenes de lesa humanidad. “Hoy estamos viendo un increíble retroceso en este campo. Macri dijo que estaba poniendo todo su esfuerzo por encontrar a Santiago Maldonado, pero su gobierno frenó la llegada de un grupo de expertos de la ONU que iba a llevar a cabo una investigación independiente”, puntualizó Ozarow.

Los alrededor de cincuenta manifestantes delante de la embajada argentina –británicos, argentinos, latinoamericanos– sintetizaron la protesta en un canto: “Adónde está, Santiago Maldonado / que renuncie la ministra / que responda el Estado”. Otro británico presente en la convocatoria, Paul Bradbury, acusó al Gobierno de “encubrir” los hechos. “Es una maniobra desesperada de cara a las elecciones legislativas de este mes”, señaló a este diario. Diego Ludicissa, argentino residente hace doce años en Londres, puso el foco en la campaña mediática contra Maldonado. “Es increíble que cuando desapareció Santiago el Gobierno haya desplegado todo su aparato mediático en desacreditar a su familia y a los que hablaban de su caso”, indicó.

A la manifestación se plegó el Enlace Mapuche Internacional que había estado un par de horas antes frente a la puerta del United Colors of Benetton, en plena Regent Street, una de las calles más comerciales, turísticas y transitadas de Londres los domingos. El Enlace desplegó carteles por la aparición con vida de Santiago Maldonado y repartió volantes explicando este hecho y la lucha del pueblo mapuche. Reynaldo Mariqueo, secretario general del Enlace, que tiene sede en Bristol, es un mapuche chileno y se mostró muy conforme con la respuesta de los transeúntes. “Mucha gente quería saber qué pasaba. Repartimos una enorme cantidad de volantes. Nosotros denunciamos el caso de Santiago Maldonado en Naciones Unidas. Esto es algo que sucedía en épocas de dictadura. Es terrible que suceda en momentos de democracia. Pero no es la primera vez que sucede. Hemos denunciado ante la ONU la desaparición de mapuches detenidos por la Gendarmería desde el regreso de la democracia”, señaló Mariqueo.

El Enlace Mapuche Internacional fue en los primeros días de la desaparición de Maldonado una de las organizaciones señaladas por la ministra Patricia Bullrich como financistas y aliadas a la RAM, la Resistencia Ancestral Mapuche. Mariqueo lo negó categóricamente. “Totalmente falso. El Enlace no provee apoyo financiero a ningún movimiento o grupo en ningún país. Bullrich no aportó ninguna prueba. A nosotros nos han atacado bloggers de grupos neonazis y extrema derecha que han hecho acusaciones semejantes, pero es alarmante que la ministra use a esos blogs para hacer las mismas acusaciones”, indicó.

El Enlace no estaba solo en esta suerte de conspiración internacional que tejieron el Gobierno y parte de la prensa adicta en los primeros días para salir del paso. Entre los supuestos aliados y financistas de la RAM figuraban dos grupos peleados a muerte en Medio Oriente, como Estado Islámico y los independentistas kurdos, y le sumaban a la ETA vasca (disuelta el 7 de abril de este año) y las FARC colombianas (disueltas el 27 de junio). Paula Serafini, investigadora argentina residente en Londres, presente en las manifestaciones, señaló que la violencia es la de Gendarmería contra los mapuches para defender los intereses de empresarios extranjeros. “El reclamo de los mapuches en la Patagonia en manos de empresarios extranjeros como el italiano Luciano Benetton o el británico Joe Lewis lleva años sin resolución. Además, la violencia de Gendarmería no se limita a este caso, sino que es instrumental en el avance de las industrias extractivas en la Patagonia”, dijo.

Los manifestantes pasaron por el buzón de cartas de la embajada la petición de Amnistía Internacional por Santiago Maldonado y enviarán por mail una carta dirigida a Mauricio Macri, Patricia Bullrich, el secretario de Derechos Humanos, Claudio Avruj, y el embajador argentino Carlos Sersale Di Cerisano expresándoles su profunda preocupación por la situación de Maldonado a dos meses de su desaparición. En la puerta de la embajada y hasta el cierre de esta edición quedó el cartel que cruzaba la entrada con el mensaje “Where is Santiago”? “No vamos a parar. Vamos a seguir manifestando hasta saberlo”, aseguró Ozarow.