Agencia
Para La Libertad

Periodismo de Intervención social

329

UNIDAD 31- CÁRCEL DE MUJERES MADRES

Paliza a cautiva embarazada

(APL)Dahiana Alpaccor, embarazada de 4 meses y presa en el pabellón 15 de la U-31, fue golpeada con saña por la jefa de turno Cintia Bobadilla y otras cinco penitenciarias de requisa. Su rostro y su cuerpo exhiben las marcas y, debido a la paliza, ahora camina con muletas. Los hechos ocurrieron el pasado sábado a la madrugada y quedaron registrados en las cámaras que el propio Servicio Penitenciario Federal emplazó en el interior de la prisión. Cómo se sabe, en esta cárcel de mujeres madres se hallan 100 genocidas condenados por crímenes de lesa humanidad que estaban Marcos Paz. La nefasta presencia agravó – aún más- las condiciones de detención de las detenidas y aquellas que cuestionaron el traslado masivo de los ex tiranos sufren represalias.

Foto: Benjamin Flores

Tal es el caso de Gema Fumado, quien radicó una denuncia penal contra la misma jefa Bobadilla por discriminación, violación de los derechos del niño, falta a los deberes de funcionario público y amenazas. “Esta jefa me discrimina porque soy extranjera y a mi hija (Aroa de un año y 10 meses) porque es negra”, indicó Fumado

Más adelante, la mujer española sostuvo que: “Esta señora se obsesionó con nosotros desde que llegó hace unos cinco meses. Una vez, me maltrató mucho y a la fuerza, a los empujones, me dejó tres horas “engomada”, (encerrada en la pieza) con la niña, lo que está prohibido. Luego nos sacaron del pabellón. Ella me amenaza con que me van a quitar a Aroa y me van a mandar a la unidad psiquiátrica, a la 27. No podemos vivir bajo este terror permanente”.

Finalmente, Gema indicó que “tengo la certeza que este hostigamiento se enmarca en la oposición de las compañeras a que los malditos milicos estén en el mismo espacio que nosotras”.

CROMAÑÓN- DOCUMENTO A 10 AÑOS

Una década de lucha, dolores y ausencias

(APL) Una multitud marchó de Plaza de Mayo a Once, a 10 años de la Masacre de 194 jóvenes. En el documento consensuado por la Articulación de grupos de Familiares, sobrevivientes y amigos de las víctimas de Cromañón, los convocantes señalaron a “Aníbal Ibarra como principal responsable político, porque su estructura partidaria se financiaba con dinero que salía de la corrupción. A fuerza de lucha, movilizaciones multitudinarias, actos en la calle, lágrimas, huelgas de hambre, presión moral a los legisladores que querían hacer la vista gorda, y el acompañamiento de parte de la sociedad y organizaciones sociales, logramos el Juicio Político y su destitución. Fue una gran victoria que se vio opacada por no lograr su inhabilitación para ejercer cargos políticos. Agravado con que a pesar de existir tantísimas pruebas que lo incriminaban, como alertas permanentes durante todo el 2004 de la prensa, otros poderes del Estado y ciudadanos sobre la situación de los boliches, o su decisión política de desarticular el área de inspecciones a fines de 2003, fue impunemente sobreseído en la causa penal, sin ser siquiera citado a declarar. Esto lo dejó apto para volver a candidatearse al mismo cargo del que fue destituido.Le informamos a los ciudadanos que estén pensando en votar a Ibarra que su plataforma son 194 muertos, y su proyecto político, no tenemos duda, es más corrupción, son más negociados, es más negligencia y sobre todo muerte joven evitable”. Como siempre, acompañaron Memoria, Verdad y Justicia, Ex Detenidos Desaparecidos, Partido Obrero, PST, MST, Liberpueblo, Equipo Argentino de Trabajo e Investigación Psicosocial, Hijos Zona Oeste y La Plata, Pañuelos en Rebeldía, Diana Kordon de Liberpueblo, Laura Guinsberg de Apemia y la infaltable Nora Cortiñas de Madres Línea Fundadora, entre muchos otros.

La sobreviviente Ayelén Stroker, habla en el cierre de la jornada en Plaza Once frente al Santuario (Foto solidaria: Esteban "Tula" Santamaría)

Documento consensuado por la Articulación de grupos de Familiares, sobrevivientes y amigos de las víctimas de Cromañón.
Señalamos inmediatamente a Aníbal Ibarra como su principal responsable político, porque su estructura partidaria se financiaba con dinero que salía de la corrupción. A fuerza de lucha, movilizaciones multitudinarias, actos en la calle, lágrimas, huelgas de hambre, presión moral a los legisladores que querían hacer la vista gorda, y el acompañamiento de parte de la sociedad y organizaciones sociales, logramos el Juicio Político y su destitución. Este hecho sentó precedente y llevó a otros procesos de destitución de intendentes en otros municipios. Fue una gran victoria que se vio opacada por no lograr su inhabilitación para ejercer cargos políticos. Agravado con que a pesar de existir tantísimas pruebas que lo incriminaban, como alertas permanentes durante todo el 2004 de la prensa, otros poderes del Estado y ciudadanos sobre la situación de los boliches, o su decisión política de desarticular el área de inspecciones a fines de 2003, fue impunemente sobreseído en la causa penal, sin ser siquiera citado a declarar. Esto lo dejó apto para volver a candidatearse al mismo cargo del que fue destituido.
Le informamos a los ciudadanos que estén pensando en votar a Ibarra que su plataforma son 194 muertos, y su proyecto político, no tenemos duda, es más corrupción, son más negociados, es más negligencia y sobre todo muerte joven evitable.

Hace 10 años, un principio de incendio con humo tóxico en el boliche de Rafaél Levy y Chabán, controlado Aníbal Ibarra y sus funcionarios provocó casi 200 muertes, cientos de heridos, más miles de sobrevivientes, un millón seiscientas mil personas afectadas vinculadas a una víctima y un país herido para siempre de muerte joven evitable.
Por esto, hablar de Cromañón es hablar de injusticia. La primera y más grande injusticia es la muerte antinatural y evitable de jóvenes, como se produjo el 30 de diciembre. Y no sólo muertes físicas, también muertes simbólicas de vidas que continúan pero de diferente manera, ya que nunca volvimos a ser los mismos. Y de esa masacre se desprendieron un gran número de injusticias con diferentes niveles o grados, pero injusticias tras injusticias:

casas vacías, vidas robadas, y la eterna necesidad del ausente.

padres que han muerto de dolor por no resistir tanta impunidad.

suicidio de sobrevivientes por la ausencia de acompañamiento integral del estado.

tardanza en el dictado de sentencias, cambios de carátulas, condenas insuficientes, libertades precarias que de manera perversa agravaron el dolor.

cobardía y complicidad de quienes toleran a Ibarra e incluso lo acompañan políticamente.

la permanente repetición de cromañones a lo largo y ancho del país.

y la falta de castigo a los responsables como Aníbal Ibarra.

Ni bien ocurrida la masacre denunciamos que Cromañón no fue un accidente porque existían responsables y se podría haber evitado. Señalamos inmediatamente a Aníbal Ibarra como su principal responsable político, porque su estructura partidaria se financiaba con dinero que salía de la corrupción. A fuerza de lucha, movilizaciones multitudinarias, actos en la calle, lágrimas, huelgas de hambre, presión moral a los legisladores que querían hacer la vista gorda, y el acompañamiento de parte de la sociedad y organizaciones sociales, logramos el Juicio Político y su destitución. Este hecho sentó precedente y llevó a otros procesos de destitución de intendentes en otros municipios. Fue una gran victoria que se vio opacada por no lograr su inhabilitación para ejercer cargos políticos. Agravado con que a pesar de existir tantísimas pruebas que lo incriminaban, como alertas permanentes durante todo el 2004 de la prensa, otros poderes del Estado y ciudadanos sobre la situación de los boliches, o su decisión política de desarticular el área de inspecciones a fines de 2003, fue impunemente sobreseído en la causa penal, sin ser siquiera citado a declarar. Esto lo dejó apto para volver a candidatearse al mismo cargo del que fue destituido.

Le informamos a los ciudadanos que estén pensando en votar a Ibarra que su plataforma son 194 muertos, y su proyecto político, no tenemos duda, es más corrupción, son más negociados, es más negligencia y sobre todo muerte joven evitable.

Pero los Cromañón no pasan solamente porque existen políticos corruptos. Se necesitan empresarios como Rafael Levy, el dueño de Cromañón, personaje siniestro que se ha escondido en empresas off shore, ha lavado millones de dólares, esclavizado trabajadores en talleres textiles clandestinos, y actualmente sostiene un prostíbulo a la vuelta de Cromañón con la complicidad de la Agencia Gubernamental de Control de Mauricio Macri! Su condena a cuatro años y medio es importante, pero no es suficiente!

Estamos de acuerdo en que la música no mata. Desde un principio cantamos “ni la bengala ni el rocanrol, a nuestros pibes los mató la corrupción”. Por eso decimos: la corrupción sí mata. Los músicos, políticos y empresarios corruptos, matan. Si bien actualmente la banda Callejeros está dispersa, los músicos excarcelados siguen lucrando con la fama obtenida después de la masacre, sin haber asumido nunca su responsabilidad. Los que viven de la fama letal de la banda como Palazzo y otros, son impulsores de todo un “merchandising” que les hace ganar muchísimo dinero. No nos olvidamos que cobardemente acusaron al que tiró la bengala de haber generado Cromañón. Si sus intereses hubieran sido contrarios a sólo ganar mucha plata y triunfar en el mundo de la fama, se hubieran ocupado de reunirse con otros músicos para denunciar el estado de los boliches en los que tenían que tocar. Pero Callejeros no lo hizo antes ni lo hizo después, porque sus objetivos eran egoístas, individualistas.

No nos pone contento la muerte de Chabán. Estando él muerto, advertimos a la sociedad que no se olviden quién fue y qué hizo, de su ambición de poder y de dinero, y de su culto al incumplimiento de las normas. Y peor aún, parece que muerto lo recordamos como un promotor de la cultura. Él murió cuidado junto a su familia y con atención médica, no como nuestros pibes que fueron amontonados y abandonados en rincones oscuros.

A fuerza de lucha hemos logrado algunas cosas en estos diez años. Pusimos en marcha el mecanismo constitucional que permite crear una Comisión Investigadora para realizar un Juicio Político a un funcionario (paradógicamente, votado en su oportunidad por el concejal Ibarra); logramos su destitución; logramos un Juicio Penal iniciado a pocos años de la masacre, que dio lugar a que se reactiven otras causas impunes; mandamos a la cárcel a funcionarios políticos (aunque ahora hayan sido temporalmente excarcelados, en una nueva demostración de protección del poder a los funcionarios); también enviamos a la cárcel al empresario mafioso dueño de Cromañón; y somos padres y jóvenes que continuamos luchando después de diez años. Eso es una gran conquista!
Son pequeñas reivindicaciones a fuerza de lucha, pero de tipo paliativas. La verdadera conquista vendrá junto con la erradicación de la Lógica Cromañón que genera nuevos crímenes sociales evitables.

En esta década de dolor también tuvimos que soportar los intentos del poder político, del poder mediático y del poder económico de desprestigiar la lucha del Movimiento Cromañón. A pesar de que no todos pensamos lo mismo, sí entendemos que en la lucha por castigo a los responsables tenemos que estar juntos.
Estos poderes crearon mitos para responsabilizar a las víctimas de lo ocurrido, para permitir que los empresarios sigan lucrando con el negocio de la ilegalidad y para proteger a los principales responsables de la masacre, como lo hizo siempre el Kirchnerismo.

En esta década de lucha hemos batallado contra estas grandes mentiras creadas, como por ejemplo que en el baño del boliche había una guardería. Nos hemos cansado de repetir que nunca existió tal guardería, que los pocos niños que fallecieron eran en su mayoría los hijos de los empleados de República de Cromañón, y que esa noche (la ultima laborable del año) fueron con sus familiares. Estos poderes también acusaron a los padres de no haber cuidado a sus hijos. Sin embargo, más del 80 % de los jóvenes fallecidos eran mayores de edad, y los chicos de 15 a 18 años estaban dentro del horario permitido a menores (de 16 a 24 horas).

Como si esto fuera poco, muchos sobrevivientes han sido ninguneados, demonizados o estigmatizados por haber estado en Cromañón. Parte de la sociedad los señala como drogadictos, vagos, irresponsables, descerebrados, lo que se ha traducido en dificultades concretas para conseguir empleo, para acceder a los servicios de salud, a un cuidado integral y a la posibilidad de recomponer los proyectos de vida. Y encima, fueron estos mismos pibes los que entraron como héroes anónimos una y otra vez a sacar a los chicos atrapados. El 40% de los fallecidos perecieron intentando salvar a otros. ¿Por qué? Porque el Estado, en la emergencia, también nos abandonó. Y, ¿adivinen qué? En estos diez años donde familiares y sobrevivientes necesitamos atención integral, el Estado Local y Nacional también nos abandonó.

Otro modo de desprestigiar nuestra lucha fue querer asociarnos con el macrismo durante el Juicio Político a Aníbal Ibarra, operación digitada por el gobierno Nacional, Aníbal y Alberto Fernández y Juanjo Álvarez. Se nos acusó de macristas cuando nosotros siempre luchamos contra la lógica Cromañon sea el gobierno que sea. Como muestra de lo contrario, denunciamos que existen más de cien narcoprostíbulos identificados en la Ciudad durante este año! ¿Por qué la AGC ni fue a inspeccionarlos? Porque ese negocio de ilegalidad y corrupción también sostiene a este gobierno. Sin embargo, somos los familiares y sobrevivientes los que cargamos con nuestros dolores, con nuestros gritos y nuestras ausencias, como las están cargando los familiares reciente incendio en el conventillo de La Boca, el derrumbre del boliche Beara o el incendio de Iron Mountain en Barracas.

Denunciamos también que la Agencia Gubernamental de Control fue implacable para clausurar y cerrar tantísimos centros culturales independientes y autogestivos, sostenidos con participación y compromiso juvenil, ya que utilizando la excusa Cromañón, el gobierno no ha asumido su verdadera responsabilidad: ofrecer el apoyo necesario para que existan dichos espacios en las condiciones que debe ser. La persecución del macrismo a los espacios culturales se da en el marco de una política que busca transformar la cultura porteña en un circuito exclusivo para unos pocos. Así, la refuerza a la lógica.

En esta década de pérdidas hemos denunciado sistemáticamente que no existen Levys sin Ibarras, ni Cirigrilianos sin Kirschners, como en la Tragedia de Once. Eso es la Lógica Cromañón: el funcionamiento perverso del Estado y los empresarios que enceguecidos por buscar acumular poder político o maximizar ganancias económicas toman decisiones que ponen en peligro la vida del pueblo. Y que se agrava cuando mediante corrupción se violan las normas para asegurar ganancias ilegales para empresarios y funcionarios del estado, sean éstos policías, bomberos, inspectores o funcionarios políticos. La vimos en Kheyvis, en Cromañón, en Beara, pero también en la tragedia de Once, en las Inundaciones de Santa Fe y La Plata, en los casos de asesinato por gatillo fácil, y en los 25 pibes que mueren de hambre o enfermedades evitables por día, en nuestro país. Advertimos al pueblo que la Lógica Cromañón se alimenta de impunidad, y que siempre la muerte es de trabajadores o sus hijos!
Por eso si no queremos que mueran nuestros hijos o amigos en un incendio por salir a bailar, en un choque por ir al trabajo en tren o en una inundación en su tu casa por un temporal, hay que salir a luchar!
Si bien se habla de la década de los Derechos Humanos, queremos dejar en claro que el Gobierno Nacional siempre negó que Cromañón también les pasó a ellos. Y tenemos la seguridad de que el Kirchnerismo integrará en sus listas a Aníbal Ibarra para el 2015, como lo hizo durante todos estos años. Pero no nos extraña, porque siempre han ninguneado la lucha del Movimiento Cromañón. Agravado con la brutalidad en las palabras de la Sra. De Carlotto tras la represión y asesinato de decenas de personas en Tucumán a principios de diciembre del 2013. Expresó que “hay que investigar bien la muerte de esas personas, quiénes son los que las provocaron, por qué murieron, en dónde y quiénes. Eso está por verse”. Su advertencia sobre por qué murieron se asemeja al “algo habrán hecho” de los dictadores genocidas. Nos duele que aparezca en la boca de quienes pelearon contra esa misma difamación que convertía a las víctimas en victimarios. Nos preocupa profundamente. A tragarse el sapo Milani, la ley antiterrorista y el Plan X. Pertenecer tiene sus privilegios.
Es necesario entender integralmente los Derechos Humanos, pues no sólo fueron violados durante la última dictadura cívico-militar, sino también existen repetidas y sistemáticas violaciones a los mismos en Democracia. En Argentina República Cromañón suceden “Cromañones” permanentemente en tanto formas de violar los Derechos Humanos. Por esto es necesario solidarizarnos y fortalecer la unidad con otras víctimas de impunidad para hacer más fuerte la lucha por justicia, porque las razones que generan nuevas pancartas con nuevos rostros son las mismas y todas conducen a la responsabilidad del Estado y de empresarios. Por esto, destacamos la constitución del Encuentro de Lucha por los Derechos Humanos, integrado por víctimas de impunidad y desaparecidos en democracia. Y somos conscientes que todo esto debe caminar hacia la construcción de espacios internacionales donde las víctimas de impunidad sean tristes protagonistas de estas luchas. Desde estos espacios llamamos a tener en cuenta a nuestros muertos y desaparecidos en democracia y se convoca a otros casos a acercarse para luchar unidos por los Derechos Humanos para todos.
En esta década de lucha hemos sido acompañados por colectivos y organizaciones sociales que se han solidarizado con nuestra búsqueda de justicia.
En ese sentido, abrazamos la lucha de todas las víctimas de impunidad. Su lucha es nuestra lucha!
Queremos reivindicar y destacar la importancia de que existan trabajadores que luchan por mejores condiciones de trabajo! Y denunciar que la respuesta del estado local y nacional a dichas luchas viene siendo sistemáticamente la represión!
Repudiamos el sobreseimiento a los funcionarios macristas responsables del derrumbe en Beara!
Queremos también enviar nuestra solidaridad a los familiares de los 43 estudiantes normalistas desaparecidos en Ayotzinapa, México. Porque vivos los llevaron, vivos los queremos!
Como siempre hemos luchado por la juventud, por su derecho a la vida y a la diversión, como Movimiento estamos convencidos que los jóvenes no son peligrosos, sino que está en peligro. En este sentido llamamos a toda la juventud a comprometerse con la transformación de la realidad, a luchar por la erradicación de cualquier forma de injusticia y a exigirle al estado que garantice todos los derechos humanos, los de ayer y de hoy.
Denunciamos que en nuestra Argentina República de Cromañón, las condiciones están dadas para que sigan pasando este tipo de crímenes!
A 10 años los familiares, sobrevivientes y amigos de las víctimas, seguimos exigiendo
JUSTICIA, MEMORIA, CÁRCEL EFECTIVA A TODOS Y CADA UNO DE LOS CULPABLES DE TANTA MUERTE JOVEN Y EVITABLE!

NO QUEREMOS PREBENDAS, SINO JUSTICIA. Y JUSTICIA ES TODOS LOS RESPONSABLES PRESOS Y QUE NUNCA MÁS SUCEDA OTRO CROMAÑÓN!

BASTA DE IMPUNIDAD!

BASTA DE MUERTE JOVEN EVITABLE!

NO OLVIDAMOS, NO PERDONAMOS, NO NOS RECONCILIAMOS!

*SEGUIREMOS LUCHANDO POR LOS QUE NO ESTÁN POR LOS QUE SÍ ESTÁN Y POR LOS QUE VENDRÁN!
LOS PIBES DE CROMAÑÓN! PRESENTES! AHORA Y SIEMPRE!*

JUSTICIA!

FORMOSA: DENUNCIA DE FELIX DÍAZ SOBRE ATAQUES A SU FAMILIA Y A LOS QOM EN GENERAL

Crítica inseguridad en nuestra comunidad

(APL)“Queremos denunciar la situación crítica que estamos viviendo nuevamente. Nos preocupa mucho el tema de la inseguridad y la integridad física de mi familia, que somos diez. Han sucedido varios hechos de violencia producto de la manipulación política por parte del gobierno de Formosa, quien justifica todo con el argumento de que existe un problema interno. Mi hijo menor ha sido atacado ayer por varios criollos dentro de la comunidad. Le llegaron a tajear la ropa. Ahora está muy asustado como el resto de mi familia. Nosotros venimos haciendo denuncias de faena vacuna clandestina, robo de madera, a cuatro gendarmes de la zona, a criollos portando armas de fuego, etc. Entonces estas denuncias agravan nuestra situación. Y la gendarmería y la policía no nos dan respuestas”. Así comienza su denuncia el compañero Félix Díaz, Qarashe comunidad qom Potae Napocna Navogoh.

Felix

Hay un criollo que están rondando en el Barrio La Matanza que han ingresado dos casas, donde está el vivero en lo de Héctor y Cándido Alonso. Este hombre camuflado con remera negra y encapuchado portando en la mano un hierro. Golpeó la puerta de Cándido, vecino mío, una semana atrás. El mismo que atacó a mi hija y a la mujer de Cándido. Todas las denuncias han sido presentadas a las fuerzas de seguridad.

El gendarme Murdoch nos controla siempre, nos pregunta qué hacemos, qué pensamos sobre el futuro. Preguntas que no tienen nada que ver con la seguridad. Y se presentó como nieto de la viuda de Saucedo, el criollo instalado en nuestra comunidad.

Denunciamos también la circulación de Máximo Pinto, criollo de la zona, portando rifles arriba de una moto acompañado de otros. Vive dentro de la comunidad. José Saucedo circula de noche armado y a caballo.

Las maderas que venimos denunciando que estaban en el sector donde está el criollo Pablo Spaini han desaparecido. Estaban en medio del monte en sector de la Media Luna. Los criollos habían talado los árboles y nosotros detuvimos que se los llevaran. Sospechamos que han sido trasladados por estos criollos que entran de noche a caballo. Estos ingresan por la zona oeste por ruta 2 y cruzan el campo hacia la casa de Spaini y ahí se juntan los criollos de noche.

La gendarmería no hace nada pues dicen que carecen de movilidad. Los que están controlando mi familia no tienen energía eléctrica solo una pequeña linterna. De noche no usan caballo. Hacen muy poca recorrida.

Cuando el intruso visitó la casa del hermano Alonso hablaba por celular pero su tonada es del guaraní de la zona, se cruzó con mi hija, quien lo miró y tenía en la mano un hierro. Los gendarmes lo vieron pero no hicieron nada.

Lo que queremos es que la justicia funcione, que nuestras denuncias no sean un mero documento que se firma y se deja arhivado hasta que haya otra muerte producto de la dilatación de la burocracia.

Venimos denunciando en la secretaría Derechos Humanos de Martín Fresneda. El CELS tiene conocimiento, la Defensoría General de la Nación pero no tenemos novedad. También el doctor Langevin tiene conocimiento sobre el tema.

Nos preocupa sobre este silencio que nos genera mucho miedo.

Queremos que se garantice nuestra seguridad física para que podamos estar tranquilos como familia y como comunidad. Queremos que se cumplan las medidas cautelares que dispuso la Comisión Interamericana de DDHH y el protocolo de seguridad firmado por la provincia y nación.

Félix Díaz, Qarashe comunidad qom Potae Napocna Navogoh

DESAPARICIONES Y FUSILAMIENTOS EXTRAJUDICIALES EN LA TABLADA

Crímenes que no prescriben

La Corte Suprema revocó el sobreseimiento por prescripción de los militares Alfredo Arrillaga y Jorge Varando, acusados por los asesinatos de Iván Ruiz y José Alejandro Díaz, militantes del MTP detenidos con vida tras la recuperación del regimiento.“Estamos exultantes de alegría, es un gran logro luego de tantas derrotas, ahora hay que conseguir que estos genocidas vayan presos”, expresó la abogada Liliana Mazea. (Por Adriana Meyer/Página 12)

Desaparecidos

Durante los dos días que duró la recuperación del cuartel de La Tablada, que en enero de 1989 había sido copado por militantes del Movimiento Todos por la Patria (MTP), el Ejército cometió casi todos los delitos de lesa humanidad que había practicado en forma sistemática durante la dictadura. Pero recién ahora la Justicia determinó que esas graves violaciones a los derechos humanos –torturas, fusilamientos extrajudiciales, desapariciones forzadas y rapiña de bienes de las víctimas– son imprescriptibles. En su último encuentro del año, la Corte Suprema revocó el sobreseimiento por prescripción del general Alfredo Arrillaga y del mayor Jorge Varando, imputados por los fusilamientos de Iván Ruiz y José Alejandro Díaz, miembros del MTP detenidos con vida durante el enfrentamiento pero desaparecidos desde entonces. “Estamos exultantes de alegría, es un gran logro luego de tantas derrotas, ahora hay que conseguir que estos genocidas vayan presos”, dijo a Página/12 la abogada Liliana Mazea.

La decisión fue tomada sobre la base del dictamen de la procuradora general Alejandra Gils Carbó, que consideró que en 1997 la Comisión Interamericana de Derechos Humanos declaró que el Estado argentino había faltado a su obligación de investigar “de manera exhaustiva, imparcial y concluyente” la ejecución de Díaz y Ruiz. A su vez, la Procuración usó los mismos argumentos que habían planteado las abogadas querellantes Mazea y Marta Fernández, de la Liga Argentina por los Derechos del Hombre, cuando presentaron el recurso extraordinario para acceder al máximo tribunal.

Este fallo revocó el sobreseimiento de Arrillaga y Varando, que ya había sido confirmado por la sala I de la Cámara de Casación, y fue firmado por Elena Highton de Nolasco, Juan Carlos Maqueda y Eugenio Zaffaroni. Los jueces Ricardo Lorenzetti y Carlos Fayt consideraron que el recurso extraordinario era inadmisible. “Ni siquiera se tomaron el trabajo de decir que no tenemos razón, se ampararon en la potestad de la Corte, que no está obligada a analizar aquellos temas que no le parezcan pertinentes, y al parecer no les pareció importante analizar que desapareció gente en democracia”, se quejó Mazea. “La Corte avaló nuestro planteo, es decir que, como en el caso de Walter Bulacio y otros, estos delitos no prescriben, aunque fueron cometidos en democracia son graves violaciones a los derechos humanos que no están sujetas al derecho interno respecto de la prescripción”, enfatizó.

Los 49 integrantes del MTP irrumpieron en el cuartel de La Tablada, en La Matanza, el 23 de enero de 1989, con el objetivo de frenar un supuesto golpe de Estado durante la presidencia de Raúl Alfonsín. En la causa ahora reabierta se investigaba si Ruiz y Díaz fueron ejecutados en ese lugar luego de que militares recuperaran a sangre y fuego el control del regimiento, y cuando ya se encontraban detenidos por tropas que operaron al mando de Arrillaga. Como muestra la serie de fotografías que tomó Eduardo Longoni, fueron apresados con vida, pero luego nunca aparecieron. Según el relato del Ejército, tras horas de combate sin agua ni comida, los detenidos fueron entregados a Varando, quien los entregó a otro militar al que lograron engañar y así escaparon. Ese militar apareció muerto.

La Cámara Federal de San Martín había declarado prescripta la acción penal contra Arrillaga y Varando. El primero ya está condenado por delitos de lesa humanidad, por La Noche de las Corbatas. Varando estuvo imputado por el asesinato de Gustavo Benedetto, baleado desde el interior del banco HSBC, en pleno centro porteño, el 20 de diciembre de 2001. Marta Díaz, Aurora Sánchez Nadal y los demás querellantes presentaron un recurso de casación porque sostenían que la decisión de la Cámara de San Martín implicaba incumplir con lo que la CIDH había dispuesto en 1997. Como Casación rechazó el recurso, llegaron en queja hasta la Corte Suprema.

Además de Ruiz y Díaz, entre los militantes del MTP que asaltaron el cuartel de La Tablada también fueron capturados con vida otros miembros de esa agrupación que siguen desaparecidos. Carlos Samojedny y Francisco Provenzano, ambos de la conducción del MTP, se rindieron en la mañana del 24 de enero y fueron llevados junto a otros compañeros a una oficina en los fondos del cuartel. Según denuncias de sobrevivientes, allí los torturaron a todos y después preguntaron por Samojedny y Provenzano, a quienes apartaron del resto y nunca más aparecieron. Esos testimonios indican que también murieron por fusilamientos y ejecuciones sumarias otros integrantes del MTP rendidos y heridos, como Berta Calvo y Pablo Ramos.

“Queremos la verdad de lo que sucedió luego de la rendición y la condena a los responsables de todo esto. Vamos a seguir investigando no sólo a Arrillaga y Varando, queremos la sanción a todos los responsables, que se siguen evadiendo a pesar de que la Presidenta levantó el secreto que regía sobre el caso Tablada”, apuntó Mazea.