Agencia
Para La Libertad

Periodismo de Intervención social

405

PARAGUAY– CASO CURUGUATY - RUBÉN VILLALBA-

Causa infame y paradigmática

(APL)Gustavo Noguera, defensor de Rubén Villalba apeló, días atrás, la condena a siete años de prisión dictada contra el dirigente campesino en el “caso Pindó”. El mismo fue utilizado para retener en la cárcel de Tacumbú al compañero que ya había obtenido la prisión domiciliaria en el caso Curuguaty. La pena impuesta genera rechazo entre organismos de derechos humanos y organizaciones solidarias con los presos políticos, que la evalúan como una expresión más del ensañamiento con los prisioneros de la lucha campesina.

Rubén Villalba3-4-15

La causa judicial por la Masacre de Curuguaty es una causa infame y paradigmática: infame, porque es un gran armado para justificar la violencia crónica sobre el campesinado paraguayo, para garantizar la impunidad de los dueños de la tierra y el poder en el Paraguay, para condenar la lucha campesina y seguir beneficiando a los terratenientes en la compulsa por la tenencia de la tierra. Paradigmática porque reúne en un solo caso todas las formas de atropello, abuso, desprecio e irracionalidad con que la Justicia paraguaya habitualmente trata a los pobres de su país, mientras protege y brinda impunidad a los poderosos.
En esa causa, originada en la masacre de 2012, todos los presos y procesados son sobrevivientes a la balacera inicial del desalojo de las tierras llamadas Marina Kue, y a las ejecuciones posteriores.

Rubén Villalba dirigió la ocupación de tierras junto a Avelino Espínola, quien fue asesinado durante el desalojo de junio de 2012. Milagrosamente, Rubén sobrevivió a la masacre con solamente la marca del roce de una bala de fusil Galil en su cabeza.

Preso desde octubre de 2013, Rubén es un hombre de acción: ya que no puede luchar en su tierra, lucha en la cárcel. Dos huelgas de hambre le costaron en su propio cuerpo conseguir la prisión domiciliaria de sus compañeros de causa. En la primera, junto a los demás huelguistas consiguieron el beneficio para nueve compañeros, entre ellos dos compañeras embarazadas. En la segunda el beneficio se extendió a los cinco procesados que se encontraban aún en prisión, entre ellos él mismo. Fue apenas terminada la Semana Santa de 2014.

Sin embargo la Justicia paraguaya seguiría mostrando su ferocidad y a pesar de la conmovedora campaña de apoyo de las organizaciones populares y la repercusión internacional del caso, sacó del cajón una antigua causa archivada y valiéndose de ella, lo devolvió al penal de Tacumbú.

La causa rescatada de un cajón:

En el año 2008 la comunidad de Colonia Pindó, Yasy Cañy, departamento de Canindeyú, se organizó para resistir cuando su vecino, un empresario del agronegocio se dispuso a hacer fumigar sus plantaciones de soja transgénica. El empresario realizó una denuncia penal y una comitiva fiscal se presentó en el lugar.

Siempre según la acusación, impulsada por la fiscal Ninfa Aguilar, los campesinos rodearon a la comitiva y obligaron a los funcionarios judiciales y al empresario, que se encontraba junto a ellos, a abandonar la zona.
A raíz de esos hechos se instruyó en su momento una causa en la que en principio Rubén Villalba no fue procesado y que no tuvo movimiento alguno hasta que, en abril de 2014 la jueza Janine Ríos solicitó la prosecución del proceso. El 15 de abril de 2014, el día en que la “Justicia” le concedió la prisión domiciliaria junto a los demás presos del caso Curuguaty, el juez Carlos Goiburú pidió la detención de Rubén Villalba en el caso Pindó, cambiando para ello la acusación. Rubén fue así devuelto a prisión, tras haber levantado su segunda huelga de hambre que había durado 55 días.

La defensa de Rubén pidió en vano la caducidad del proceso; se la negaron. Contra todo procedimiento, la causa prosiguió y fue elevada a juicio. Luego de ello, se solicitó el levantamiento de prisión preventiva. También fue denegado.

En febrero de 2015 se realizó un corto juicio oral en el cual aparecieron sorpresivamente testigos y pruebas que jamás habían sido aportados durante el proceso judicial y que afirmaron la nueva versión de los hechos del fiscal Néstor Cañete: Rubén Villalba había encabezado en Pindó una acción por la cual secuestró a la comitiva fiscal y agredió con armas de fuego a algunos de los agentes fiscales. Extrañamente esa versión de los hechos nunca había sido presentada desde 2008.
Al Tribunal, que permitió la incorporación de las “nuevas pruebas” a último momento, poco le importó la nula coherencia de los relatos. Condenó en minutos a Rubén a siete años de prisión.

La condena, que mereció el repudio de diversos sectores de la sociedad paraguaya, es un dato preocupante acerca del tratamiento que recibirán los ya maltratados presos y procesados por la Masacre de Curuguaty. Confirma el carácter político de la causa judicial en su contra y el papel abiertamente parcial de los magistrados que intervienen en todos los casos.

TOMATERAS DE LAVALLE, CORRIENTES: NICOLÁS ARÉVALO/ PAREN DE FUMIGAR/ PAREN DE MATAR

Crónica de ángeles olvidados

(APL) “Santiago Nicolás Arévalo y Celeste Abigail Estévez fueron intoxicados con el insecticida clorado alfa endosulfán, y por dicha causa falleció el 4 de abril de 2011 Santiago, de 4 años, mientras que su prima Celeste pudo salvar su vida quedándose con graves trastornos de salud”. A cuatro años de su injusta muerte, lejos aún de lograr la justicia que condene a los responsables y lleve un poco de paz a su familia, Mechi Méndez comparte el relato con impresiones, reflexiones y emociones que despertara la visita a Lavalle y el encuentro con familiares. A la vez, más abajo, ofrecemos la síntesis de la causa judicial que por estas muertes lleva Julián Segovia, abogado querellante de Fundación Infancia Robada de Goya.

Nico

¡¡JUICIO Y CASTIGO A LOS RESPONSABLES DE LA MUERTE DE NICOLÁS Y EL DAÑO A CELESTE!!

Dejé pasar varios días así las sensaciones se aquietan un poco, pero duele una y otra vez, al recordar para contarlo…
Corría el año 2011 cuando supe que –al menos para mí- la palabra “tomatera”, ya no estaría asociada solamente a un simple cultivo, sino que a fuerza de golpes, se entremezclaría con palabras como:
Venenos…barro…infancia…abandono…tristeza…injusticia…dolor…sufrimiento…rabia…impotencia…complicidades…rentabilidad…angeles…olvidos…deuda interna…soledad…muerte…
Conocí en difíciles circunstancias a las mamás de Nicolás, Celeste y Kily (José “Kily” Rivero (4), fallecido por las fumigaciones en el mismo en 2012); quería desde entonces volver a verlas, reencontrarlas en un abrazo, en una mirada, en un silencio. Y tuve la oportunidad hace apenas unos días.

En Lavalle-Puerto Viejo, la naturaleza imponente demuestra a cada paso que hace lo imposible por sobrevivir al maltrato – humano- que a menudo la deja mal trecha en ese rincón del mundo.
A poco de llegar a Lavalle los tendales plásticos que abrigan tomates y venenos no se hacen esperar y asoman a ambos lados del camino a escasos metros de animales, de canales, de casas, de niños…

Ventanales plásticos que – nos contaran los niños luego-, a pesar del reclamo en contra de sus padres, son levantados cuando “están curando”-echando venenos- permitiendo que estos vuelen sin control, invadiéndolo todo y haciendo de ese bello lugar, una atmósfera irrespirable, dicen también los niños, que esto ocurre como tres veces a la semana, situación de la que –como es de imaginar…no tienen mucha escapatoria…más que seguir respirando, a pocos metros de distancia, intentando casi a diario, sobrevivir.

A poco de andar, no hace falta analizar demasiado, de un simple vistazo uno puede imaginar quienes se benefician en este negocio del tomate… …y quienes se llevan la peor parte, en el reparto de la torta…
La bella naturaleza del lugar, contrasta con el peligro latente que acecha a quienes viven y trabajan –adultos y niños- dentro y fuera de los tendales…

El agua y los venenos usados en las tomateras –al fondo a escasos metros- serpentean amenazantes los suelos, cruzan las casas, mojan la naturaleza amiga, embarran y como en el caso de Celeste, Nicolás o Kily se llevan puesta la salud y hasta la vida por el solo delito de ser y estar…

Enfermedad y muerte que hoy a más de tres años de ocurridas, siguen impunes.

Saber de la falta de justicia, apreciar la tristeza, desolación y el dolor a flor de piel de Gladys, María Eugenia, Margarita o David es realmente conmovedor y estremece…

ÁNGELES OLVIDADOS

Los hermanos y primos de Nicolás y Kily
– Sí, los vuelvo a nombrar aunque quieran invisibilizarlos- , me rodean y hablan…hablan de muchas cosas, pero de una especialmente: las tomateras y sus venenos.
Impresiona verlos allí en ese escenario históricamente natural, amigo, en su rincón de artesanales juegos infantiles y observar de fondo el paisaje aterrador de tomateras tóxicas, asesinas, a escasos metros nomás de sus narices…de sus bocas…de sus ojos…de sus pies…de su piel…de su hermosa y desamparada inocencia.

Conocía a Celeste y su historia de intoxicación, gravedad, recuperación, tratamiento y controles periódicos…
Pero verla allí en ese contexto de “inseguridad”, vulnerabilidad y riesgo permanente de vida, aseguro que estremece.
Paraliza e impresiona palpar esa realidad en carne viva…

*Despedidas*…
No me gustan las despedidas y, si están teñidas de tanta injusticia, menos aún.
Las miradas sinceras, los abrazos apretados o los besos, no impidieron la tristeza, el nudo en la garganta, ni las lágrimas.
Hablamos del compromiso de seguir acompañándolos, escuchándolos, difundiendo lo que allí –como en otras zonas del país- está ocurriendo con la agricultura tóxica que con silencios cómplices de gobiernos, ciencia y medios de comunicación ocultan bajo la alfombra el tendal de enfermedad y muerte que esta va dejando a su paso.
Casi hacia al final intercambiamos opiniones, coincidiendo en descartar ofrecimientos de soluciones mágicas de carácter oficial y en la necesidad de creer solo en la propia fuerza organizada junto a los otros, para lograr al menos, esa dosis de Justicia que permita aliviar, sanar y continuar así caminando, luchando y viviendo para revertir valores, para que NUNCA MÁS se priorice la rentabilidad de gobiernos, laboratorios y empresarios por sobre la Salud de la población y el cuidado del medio ambiente.

¡JUSTICIA PARA NICOLÁS, CELESTE Y KILY!

¡Paren de fumigar…paren de enfermar…paren de matar!

*
Notas y links relacionados:*

• “DOS NIÑOS MUERTOS POR AGROTOXICOS EN UN AÑO, EN LAVALLE-CORRIENTES” (13 de Mayo de 2012)
https://www.facebook.com/editnote.php?draft¬e_id=3243393439978&id=1121101967

• Madres de niños envenenados en las tomateras de Lavalle-Corrientes
https://www.youtube.com/watch?v=Qr6E-HU5xZM&feature=youtu.be

• LAVALLE: NIÑOS HABLAN DE LOS VENENOS DE LAS TOMATERAS
https://www.youtube.com/watch?v=mpnpFrY1s5I&list=UUpXPp4UaZWIr57ssMg5uaLA

• TOMATERAS/LAVALLE: CÓMO LOS NIÑOS SIGUEN EN PELIGRO
https://www.youtube.com/watch?v=ekmTeIw-K5Y&feature=youtu.be

CHARLA Goya-Corrientes: POHA AÑA (“Remedio” que mata) 13/06/2012 (6 Partes)
https://www.youtube.com/watch?v=Dt3MoRsHL8Q&feature=em-upload_owner Parte 1/6
https://www.youtube.com/watch?v=a3xD7kt7Jn8&feature=em-upload_owner
Parte 2/6
https://www.youtube.com/watch?v=j8lpP03rE4M&feature=em-upload_owner Parte 3/6
https://www.youtube.com/watch?v=1_5B0Gx08pM Parte 4/6
https://www.youtube.com/watch?v=wSJbubmH3aI Parte 5/6
https://www.youtube.com/watch?v=L7wVEPwjzSI&feature=youtu.be Parte 6/6

&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&&

NTESIS DE LA CAUSA DE NICOLÁS

“La causa penal formada a partir de esta muerte y lesión ha sido caratulada “PRIETO RICARDO NICOLÁS P/HOMICIDIO CULPOSO AGRAVADO (MÁS DE UNACTIMA) Y LESIONES CULPOSAS AGRAVADAS (MÁS DE UNACTIMA) EN CONCURSO IDEAL – LAVALLE”, Expte. PXG 8.228, en trámite ante el Juzgado de Instrucción Nº 2, Secretaria Nº 4 de la ciudad de Goya, Corrientes, siendo los imputados dos productores hortícolas de la localidad de Puerto Viejo, Departamento Lavalle, Corrientes, uno de los cuales se encuentra con procesamiento firme.

Actualmente, por haber interpuesto la defensa del imputado PRIETO un recurso de apelación (por considerar que no le hicieron lugar a una medida de prueba), se encuentra ante la Cámara de Apelaciones en lo Criminal de Corrientes Capital, a cargo de los jueces CORNEJO, NUÑEZ HUEL y ALEGRE. Esta Cámara es la única que tiene competencia en materia recursiva de los juzgados de Instrucción en el ámbito de toda provincia; por dicha razón, los recursos planteados demoran de entre un año a un año y medio en poder resolverse. Esta situación de recursos planteados de manera permanente en la causa ARÉVALO, llevó a que ya esté prescripto el delito de lesión agravada por el daño de CELESTE, mientras que el delito de Homicidio Culposo de SANTIAGO estaría prescribiendo en abril del año 2016, si antes de esa fecha no existe un requerimiento de elevación de la causa a juicio y que ésta quede firme. Digo esto porque en realidad el Fiscal de la causa, el Dr. BARRY, ya solicitó dicho requerimiento, pero sucede que como el periodo de instrucción no se encuentra firme (según la defensa), por el tema del recurso pendiente de resolución, hasta es probable que también prescriba el delito de Homicidio Culposo, si la demora continúa de la manera narrada anteriormente”. Julián Segovia Abogado querellante. Fundación Infancia Robada (Goya) Goya, 31 de marzo de 2015