Agencia
Para La Libertad

Periodismo de Intervención social

652

Neuquén: Joven podría perder un testículo tras una brutal paliza de los penitenciarios

Nuevamente la Unidad 11 es el es el escenario de torturas. El protagonista de esta historia es el preso Maximiliano “Puma” Martínez (22) que está en grave riesgo de perder un testículo tras una brutal golpiza que recibió en dicha unidad penal de Neuquén, días atrás. Desde el Ministerio Público de la Defensa ratificaron que hay certificaciones médicas que corroboran que “el interno presenta golpes en su cuerpo proporcionados por un elemento de metal circular (la puntera de acero de los borcegos) y que a simple vista se puede observar que no fueron daños autoinfligidos”. “Me tienen que operar uno de mis testículos porque el daño ya es irreparable”, explicó Martínez, que denunció a los penitenciarios de la U11 por las salvajes golpizas que le propinaron. Las últimas semanas en la U11 las pasó gran parte del tiempo en “el buzón”, como le llaman a la celda de castigo en la cárcel. “No tenía agua, comida ni visitas. Sin ningún motivo me encerraban ahí, un guardia y una oficial eran los que me pegaban continuamente”, aseguró Martínez, que comparó esa situación con “un campo de concentración”. (Fuente: meuquen)

Última modificación: 12 de noviembre de 2015 a las 14:05
AGRESIÓN A LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN EN ZÁRATE- DENUNCIA DE LA CPM

Tres estudiantes detenidos y hostigados por pintar un mural de Jóvenes y Memoria

La Comisión Provincial por la Memoria (CPM) manifiesta su repudio por un nuevo episodio de violencia policial que sufrieron tres adolescentes que participan de la convocatoria 2015 del programa Jóvenes y Memoria y exige una exhaustiva investigación y la sanción administrativa y judicial de los efectivos responsables.Mientras pintaban un mural como parte del trabajo final que sería presentado en el XIV Encuentro de Jóvenes y Memoria, tres estudiantes de la EEM N° 8 de Zárate fueron abordados por agentes policiales de una patrulla del Comando de Prevención Comunitaria (CPC), hostigados, maltratados y requisados. Luego fueron detenidos de manera arbitraria y llevados a la sede policial.

CPC-Zárate

Como hemos denunciando en reiteradas oportunidades, advertimos con preocupación el crecimiento de las prácticas violentas, ilegales e irregulares de las fuerzas de seguridad en su despliegue territorial.

Mientras pintaban un mural como parte del trabajo final que sería presentado en el XIV Encuentro de Jóvenes y Memoria, tres estudiantes de la EEM N° 8 de Zárate fueron abordados por agentes policiales de una patrulla del Comando de Prevención Comunitaria (CPC), hostigados, maltratados y requisados. Luego fueron detenidos de manera arbitraria y llevados a la sede policial.

En las oficinas del CPC, contrariando todas las garantías de defensa, fueron sometidos a una exhaustiva indagación. Además, y como práctica intimidatoria, los policías realizaron una ambiental sobre las casas de los jóvenes e indagaron a los vecinos. A raíz de este operativo, la justicia de Campana inició una causa contra los adolescentes por daño a bienes públicos.

Durante días, las víctimas habían trabajado en el reacondicionamiento de las paredes para la realización del mural sin sufrir represalias ni advertencias por parte de las fuerzas de seguridad. La reacción policial recién se desató cuando los jóvenes hicieron una pintada que denunciaba la violencia institucional en la actualidad.

El caso demuestra no sólo la vigencia de prácticas irregulares de las policías en el territorio, sino también la vulneración de otros derechos civiles como el derecho a manifestarse que se inscribe en una política represiva de la protesta social.

Este nuevo suceso no puede pensarse como un episodio aislado o azaroso, es parte de las violencias perpetradas por el Estado para el control del espacio público y la persecución de los jóvenes, principalmente, de los sectores más vulnerables de la sociedad.

La ilegalidad y selectividad de las prácticas policiales y judiciales se constituyen como elementos normalizadores y disciplinadores del conflicto, que refuerza la política represiva de las agencias penales.

Ante estos hechos de violencia policial que se reiteran en el tiempo y en todo el territorio de la provincia, desde la CPM volvemos a señalar la necesidad de diseñar herramientas de control de las prácticas policiales y revisar las políticas de seguridad.

La CPM se solidariza con las víctimas, sus familias y la escuela, y observa con particular interés este caso que la afecta de manera directa porque se trata de adolescentes que fueron violentados mientras desarrollaban actividades en el marco de un programa organizado por este organismo.

Además exige una exhaustiva investigación judicial y administrativa sobre el accionar policial y la sanción de los efectivos que ejecutaron estos hechos.

Atacaron a Mario Bosch, presidente del Comité contra la Tortura del Chaco

(APL)Mario Bosch sufrió, en la madrugada de ayer, una violenta agresión en su domicilio, al que entraron hombres encapuchados y armados, luego lo esposaron y torturaron. Y si bien los atacantes se llevaron algunos elementos, “dejaron muchas cosas de valor”, indicó Bosch. Después de la tortura a golpes, culatazos , seccionamiento de un dedo y de amartillar una pistola (9 mm) a la altura de la sien izquierda, vinieron frases como “te vamos a picanear y vos ya sabes lo que es eso, vos ya pasaste por esto. Vas a aprender a mirar mejor con quien te metes “. Se trató de una clara intimidación al titular del CTCh, entidad que trabaja en la protección de los derechos de las personas privadas de la libertad y de sus familias. Además, Mario Bosch se desempeña como abogado querellante en los juicios por delitos de lesa humanidad cometidos en la provincia, entre ellos el que abarca los hechos conocidos como la Masacre de Margarita Belén.

Última modificación: 12 de noviembre de 2015 a las 13:35