Agencia
Para La Libertad

Periodismo de Intervención social

967

SAN LUIS

Lucha contra despidos en Tenaris de Villa Mercedes

El grupo Techint está llevando adelante una política de despidos, frente al vaivén del mercado petrolero coloca una vez más a los trabajadores como variable de ajuste para que le cierren las cuentas. En su planta de Villa Mercedes intenta despedir alrededor de 40 compañeros y realizar el vaciamiento de un sector de la producción. La patronal redujo las jornadas laborales suspendiendo una dos o tres semanas, ocupando a los compañeros en la medida de sus necesidades productivas , esta patronal descarga sobre los trabajadores la actual crisis de la industria petrolera debido a la caída del precio del crudo, sin embargo no hace mucho tiempo tuvieron ganancias exorbitantes, la fábrica en San Luis estaba al tope de su producción, pero frente a este vaivén del mercado coloca una vez más a los trabajadores como variable de ajuste para que le cierren las cuentas.

tENARIS

La planta del grupo Techint de Villa Mercedes produce varillas que se utilizan en el proceso de extracción del petróleo, se venían fabricando 130.000 varillas este número fue mermando y diversificó la producción entre Brasil Tenaris Comfab y México Tenaris –Tamsa (cuya mano de obra es más barata) , la producción fue cayendo a medida que la crisis petrolera se fue agudizando, al ritmo de la merma de extracción del petróleo, debido a la caída de su precio empujada por EEUU, el barril estaba a 100 dólares llegó a 34 dólares y ahora repunto a 47 dólares más o menos, la producción cayó a unas 60 mil varillas en la planta de Villa Mercedes, así la patronal redujo las jornadas laborales suspendiendo una dos o tres semanas, ocupando a los compañeros en la medida de sus necesidades productivas , esta patronal descarga sobre los trabajadores la actual crisis de la industria petrolera debido a la caída del precio del crudo, sin embargo no hace mucho tiempo tuvieron ganancias exorbitantes, la fábrica en San Luis estaba al tope de su producción, pero frente a este vaivén del mercado coloca una vez más a los trabajadores como variable de ajuste para que le cierren las cuentas.
Paolo Roca CEO de Techint con un cinismo a toda prueba justificaba los despidos y la suspensiones en una carta al personal de Junio de este año en estos términos:
“ Desde noviembre de 2014, cuando adoptamos la primera ronda de medidas para hacer frente al cambio de situación en el mundo de la energía hasta ahora, han pasado sólo 20 meses pero la transformación que tuvimos que encarar ha sido de una extraordinaria profundidad. Tuvimos que suspender la actividad en 5 plantas en Norteamérica, encarar un plan de ajuste y de recorte de gastos que ha implicado la disminución de nuestro orgánico en más de 8.000 personas, medidas de reducción del horario de trabajo en muchas áreas y suspensión de varios de nuestros planes de inversión. Muchos de los que han dejado Tenaris, en particular los de mayor antigüedad, obreros, supervisores, profesionales en todos los niveles, han sido parte del equipo que ha contribuido a formar Tenaris desde sus orígenes y que la ha hecho crecer en el mundo a lo largo de muchos años. Ha sido un proceso muy difícil y doloroso para nuestra gente y una pérdida de conocimientos y de experiencias que no será fácil reconstruir cuando la situación mejore y podamos volver a crecer. No tuvimos alternativas frente a una reducción tan fuerte de nuestro mercado y de nuestras ventas, y la respuesta y la actitud de nuestra gente frente a la crisis ha sido extraordinaria: actuamos rápidamente, simplificamos la organización, mantuvimos los proyectos que serán la fuente de nuestro crecimiento y de diferenciación en el futuro, marcamos distancia frente a nuestros competidores”
Pero en una nueva carta en Julio de este año, a un mes de lanzar lágrimas de cocodrilo por los “dolorosos” despidos Paolo Roca escribe:
“Escribo esta carta desde Houston, de regreso de un largo viaje por los países de Asia Pacífico. Tuve la oportunidad de visitar nuestras operaciones en Indonesia, Singapur, Tailandia y Japón. Esta es una región que crece a tasas muy elevadas y con una fuerte vocación industrial y es también una región que necesita desarrollar los recursos energéticos existentes en gas y petróleo, para hacer frente a una demanda creciente. Hoy muchos proyectos están postergados por la difícil situación financiera de los países y de las compañías petroleras pero es inevitable que en el largo plazo el nivel de actividad en O&G se recupere”.
Está claro que esta patronal está muy lejos de perder, y lo que hace en forma incesante es reconvertirse, es decir despedir trabajadores para aumentar la productividad y de esta forma volver a los niveles de ganancia ansiados, busca de un rincón al otro del planeta los lugares dónde la ganancia sea exponencial, dónde los salarios estén súper depreciados, las leyes laborales sean inexistentes o no se cumplan.
Esta patronal que no declara situación de crisis ante el ministerio de trabajo (porque luego de hacer el trabajo sucio está preparándose para un nuevo salto en sus ganancias, producto de súperexplotar a los trabajadores, haciendo que menos trabajadores produzcan más) trató todo este tiempo de empujar, retiros “voluntarios” que no son otra cosa que despidos encubiertos.
Ya pasaron unos meses y se fue agravando la situación, como también lo está en siderca Campana, se termina la vigencia del 60 % de producción acordado, por otra parte la patronal está llevando adelante el vaciamiento de la planta de protectores para roscas de los tubos que se fabrican en siderca, esos protectores que los estaban fabricando en Villa Mercedes se van a concentrar en siderca, resumiendo, el objetivo del grupo Techint a corto plazo es dejar en la calle a unos 40 compañeros en su planta de Villa Mercedes.
Todavía está fresco el intento de despedir compañeros en la planta de Tenaris en Valentín Alsina, esos despidos persecutorios fueron evitados con la lucha, un paro total de la planta obligó al Ministerio de trabajo a dictar la conciliación obligatoria.
Los compañeros en Villa Mercedes se comenzaron a organizar para resistir, con presencia en la puerta de la planta para evitar el Vaciamiento.
Es necesario rodearlos de solidaridad para defender los puestos de trabajo.
Los compañeros de Villa Mercedes necesitan nuestra solidaridad.
Viva la lucha de los compañeros de Tenaris Villa Mercedes.
Trabajador que lucha no está solo