ASESINATO DE FRANCO CARDOZO POR 11 POLICÍAS

Concentración en la fiscalía de Don Torcuato

(Texto y foto: Juan Cicale/APL) A cuatro meses del asesinato de Franco Cardozo en manos de integrantes del COT del intendente Zamora del Tigre y la policía bonaerense de Kicillof y Berni, familiares, amigos y organizaciones se congregaron el martes 28 de setiembre frente a la fiscalía de Don Torcuato para reclamar por el esclarecimiento del hecho y por un cambio inmediato de carátula. No fueron vejaciones y apremios ilegales, fue tortura seguida de muerte. De los once asesinos, sólo Miguel Cevasco está detenido, los otros diez permanecen libres y en funciones.

Ante los reclamos, un funcionario judicial recibió a Mary, madre de Franco, y a su hermano Gabriel. Dicho empleado manifestó que necesitan un relevamiento de los once teléfonos secuestrados y un informe médico que determine si Franco murió por los golpes recibidos en la calle o en la dependencia policial donde estuvo detenido. Las explicaciones son poco convincentes ya que del expediente judicial se desprende que Franco fue torturado y luego ocurrió su fallecimiento. Cuando la familia pidió explicaciones por el tiempo transcurrido sin novedades en la causa, el funcionario dijo que había que seguir esperando, a lo que sumó la excusa de que la fiscal Virginia Toso estaba de vacaciones hasta la semana entrante.

Cuando de integrantes de las fuerzas represivas se trata, la justicia es lenta y encubre.

CÁRCEL A LOS OCHO POLICÍAS DE LA BONAERENSE Y A LOS TRES INTEGRANTES DEL COT

NO FUERON VEJACIONES Y APREMIOS ILEGALES. FUE TORTURA SEGUIDA DE MUERTE

EL ESTADO ES RESPONSABLE

Dejar una respuesta