MULTISECTORIAL MUJERES,TRANS, TRAVESTIS, LESBIANAS, BISEXUALES

Crímenes patriarcales en todo el país

(Por Fernanda Giribone/APL) En Argentina, cada 30 horas una mujer es asesinada por el simple hecho de ser mujer. Más del 80 de los femicidas componen el circulo intimo de su victimas, siendo casi 7 de cada 10 su pareja o expareja. Cerca del 30 por ciento de los casos ya habían sido reportados al Estado. Asimismo, los registros arrojan que uno de cada cinco femicidios es cometido por  miembros de fuerzas de seguridad. Ante estas cifras alarmantes, del aumento de la violencia machista, y de la evidente inacción por parte del Estado, organizaciones de mujeres y feministas, saldrán nuevamente a las calles, y convocan a una protesta federal, este miércoles, a partir de las 17 hs.

El grito por #niunamenos que no cesa, materializó la convocatoria a esta jornada de lucha a partir del femicidio de Úrsula Bahillo, la joven de 18 años asesinada por su ex novio. La brutalidad del crimen, y el hecho de que Martínez sea policía, y ya contara con varias denuncias por violencia de género, produjeron gran indignación en los vecinos de Rojas, la pequeña localidad donde vivía Úrsula. La conmoción social se propagó a nivel nacional, cuando la policía local, acusada de cubrir a Martínez, reprimió a los vecinos y familiares que exigían justicia, y copiando a los carabineros dispararon balas de goma directo al rostro las amigas de Úrsula.

Sin embargo, esto no fue todo, y desde ese momento hasta hoy, otras cuatro mujeres fueron asesinadas.  En Jujuy Marina Patagua, fue asesinada el lunes por la noche en manos de su expareja; en Formosa una docente de 44 años fue asesinada a tiros por su ex pareja, y este martes hubo además un doble femicidio en Santiago del Estero.

Marina Patagua,  fue la víctima del primer femicidio de su provincia en lo que va del año.  Su muerte ocurrió a menos de una semana del femicidio de Ursula Bahillo, y ambos casos tienen un común denominador: ya habían denunciado a sus victimarios y Estado no evitó sus muertes.

Marina Patagua había denunciado a su expareja por violencia de género, y su femicida, Juan Carlos Gutiérrez, había sido detenido en diciembre, aunque fue liberado el 21 de enero por orden del juez Pablo Pullen Llermanos, responsable del Juzgado de Violencia de Género.

En el caso de Formosa, el denominador común con Úrsula fue que el femicida era agente de las fuerzas de seguridad: un oficial retirado de la Policía provincial.

En el doble femicidio de Santiago, un hombre identificado como Rino Garnica asesinó a puñaladas a su expareja y a su excuñada. En esta oportunidad el hombre también habría sido denunciado hace escasos días.

En función de la inoperancia del Estado en general,  y de la justicia en particular, las agrupaciones convocantes hoy pedirán justicia para las víctimas, que se cumpla la ley Micaela,  y especialmente exigirán al gobierno de Fernández que se declare una la emergencia en violencia de género que esta cuente con un presupuesto real acorde a las necesidades, para combatir la violencia de género.