3/10- 11 HORAS – COMODORO PY –

¡Hagamos fuerza para sacar de la cárcel Daniel Ruíz!

(APL) «La Cámara de Casación Penal fijó audiencia para tratar el recurso extraordinario de excarcelación de Daniel Ruiz, presentado en mayo de este año y rechazado por el TOF 3. Daniel lleva más de un año preso por haber participado junto a miles de trabajadores y trabajadoras de la lucha contra la reforma previsional en diciembre de 2017. Esta audiencia es una nueva oportunidad para que el grito por la inmediata libertad de Daniel Ruiz suene más fuerte que nunca. Invitamos a las organizaciones y personalidades políticas, sindicales, sociales y de Derechos Humanos a acompañar este pedido con su presencia el jueves 3 de octubre a las 11 hs en los Tribunales de Comodoro Py». Así nos convocan lxs luchadorxs para la libertad de Daniel. Más abajo, la nota de Omar Rombolá, de la Red de Trabajadores.

Daniel Ruíz «la rebelión encarcelada».

(Por Omar Rombolá/Red de trabajadores) El teatro de operaciones estaba planteado, el terreno de batalla listo, los bandos antagónicos dispuestos al choque.  En escenario de batalla medieval se podía pintar en el barrio de congreso.las postas de goma trazaban a su paso un rabioso silbido, que aparecía inmediatamente luego de cada estruendo, el gas ardía hasta el Alma y también ardía la sangre. Pero el cielo se tiñó de negro. Se rompieron varios mitos, entre otras cosas, descubrimos que los escudos de la policía no son irrompibles, que la policía no es irrompible, que el estado no es irrompible.

Fue ese 18 de diciembre del 2017, cuándo se combatió, cuando se construyó piedra tras piedra un punto de inflexión, cuando la represión no fue gratuita para los represores.

Miles de trabajadores organizados en agrupaciones sindicales y políticas dieron batalla durante horas…

18 de diciembre de 2017 fue nuestro Termópilas , si bien el gobierno logró imponer la reforma previsional, al igual que Gerges, impuso su hegemonía con un alto costo, como lo hicieron en aquel épico estrecho los combatientes de Leónidas, se sentó un mojón de resistencia ,que marcó una impronta a la lucha de ahí en adelante y le dejó en claro tanto al gobierno como a la clase dominante que los trabajadores no nos íbamos a entregar sin resistir.

El saldo de la batalla fueron 60 compañeros y compañeras detenidxs, múltiples trabsjadorxs heridxs, algunos con daños permanentes , pero también 88 policías fueron hospitalizados, esta vez no fué gratuito atentar contra el pueblo trabajador.

La clase alta y media, clamaba por las veredas rotas y exigía justicia contra los vándalos, la campaña estatal para imponer el miedo se puso a rodar, a las detenciones de compas como Parodi, Arakaki, Ponce, y otros, se sumó el pedido de captura de Sebastián Romero que había empuñado pirotecnia frente a la policía, fue perseguido y demonizado como si hubiera disparado un misil tomahawk, se lo señaló como si fuera un Bin Laden o un Charles Mason criollo… y luego el 12 de Septiembre del 2018, con una maquiavélica maquinación, fué detenido Daniel Ruíz como rehén, ya no en busca de su compañero partidario Romero, sino de rehén político que sirva de escarmiento a todo aquel que quiera enfrentar y resistir la ofensiva del capital.

Daniel Ruiz obrero petrolero, mapuche, luchador de la clase obrera y Militante Socialista, a él eligió el Estado para blandir el escarmiento sobre el movimiento de lucha.

La detención de Daniel no fue un hecho aislado fue parte de la represión a la rebelión del 18 de diciembre y tampoco es un hecho aislado, en la lucha de clases general, ya que tenemos por ejemplo los cuatro compañeros en la ex línea Este de La Plata detenidos por una lucha que habían realizado Hace 2 años, y una lista interminable de procesados por luchar.

Lo cierto es que con la prisión a Daniel Ruíz han querido encarcelar a la rebelión del 18 de diciembre ,Daniel se ha transformado en ese símbolo

Voz de sus compañeros en los barrios de su Comodoro Rivadavia, cuando militaba en el movimiento desocupados, voz de sus compañeros petroleros, en la lucha en su gremio Y voz de sus compañeros de presidio….

Cuando tuve la suerte de entrevistarlo dijo claramente «me encarcelaron para quebrarme… y en lugar de eso creamos un nuevo frente de lucha por los derechos y condiciones de todos los presos».

Para ser la voz, de trabajadores desocupados, de obreros petroleros y de los presos del penal de Marcos Paz, no basta estar dispuesto a hablar por los compañeros, no basta con el valor, no basta precisar una estrategia, no basta la conciencia, en realidad es todo eso junto y algo más, lo que constituye a un verdadero cuadro de la clase trabajadora.

La cárcel que le han impuesto lo ha endurecido, han endurecido al obrero, al militante, al socialista, al mapuche…han fortalecido sus convicciones, han reinventado a este hombre , símbolo recluso del 18 de diciembre…

El Che dijo alguna vez, endurecerse sin perder la ternura…. pensando en eso no puedo olvidar las últimas palabras de Daniel en la entrevista telefónica que le realicé hace poco tiempo… «espero que esta entrevista pueda escucharla mi hija»… eso me dijo.