TRES AÑOS SIN NILDA ELOY

Sobrevivir, Persistir, Resistir

(Por Hijos La Plata) Este 12 de noviembre se cumplen tres años de la partida de Nilda Emma Eloy, platense, artista, vecina del barrio Meridiano V, militante de la Asociación de Ex Detenidos Desaparecidos y sobreviviente del Genocidio cometido por la última dictadura en Argentina. Este año decidimos homenajearla realizando un mural en su memoria en el barrio donde vivió y disfrutó el último tramo de su vida, en Meridiano V. Para HIJOS La Plata y para la comunidad toda del barrio, los vecinos y los grupos culturales de la zona es un desafío rescatar las historias de nuestros vecinos, aunque estén atravesadas por el dolor y la impunidad que nos enrostra día a día el Estado represor. Porque fuera de toda pretensión de solemnidad, sigue siendo transformador sostener la alegría de recordar y compartir la lucha de una generación que lo dio todo en la lucha por un una sociedad más justa. https://juiciobanfieldquilmesinfierno.blogspot.com/ https://es-la.facebook.com/HIJOS.LaPlata/

No hay muchos seres de los que se pueda decir que fueron muchas personas en una sola. Nilda era una joven estudiante platense con interés por el arte y lo social, cuando fue secuestrada de la casa de sus padres el 1 de octubre de 1976, por una patota al mando del genocida Miguel Osvaldo Etchecolatz. Sufrió la detención ilegal hasta agosto del ‘77, tras lo cual fue legalizada como presa a disposición del Poder Ejecutivo Nacional. En ese periplo sufrió torturas y vejaciones en 6 de los Centros Clandestinos del denominado “Circuito Camps” como La Cacha, el Pozo de Quilmes, el Pozo de Arana, el Vesubio, el Infierno y la Comisaría 3ra de Valentín Alsina. Recuperó su libertad recién a principios de 1979 desde la cárcel de Villa Devoto.

Pese a las negaciones del Estado argentino de revisar los crímenes cometidos en dictadura, y tras un exilio interno, Nilda volvió a La Plata para organizarse en la Asociación de Ex detenidos Desaparecidos (AEDD) y se dedicó a batallar para lograr el juicio a castigo a los represores del llamado Circuito Camps. Por su caso fue condenado el genocida Etchecolatz en el juicio realizado en La Plata en 2006, y el represor Hugo Guallama en 2012. Aquel proceso de 2006 fue el mismo que nos planteó el desafío de salir a denunciar la segunda desaparición forzada de Jorge Julio López. Nilda y sus compañeros de la AEDD se cargaron esa mochila especialmente en sus espaldas. Y sostuvieron con solidez el reclamo: que López había sido secuestrado por sectores vinculados a Etchecolatz. Por entonces no fue fácil sostener esa posición, menos ante un panorama con la mayoría de los genocidas en libertad, con la negación del hecho de parte del gobierno kirchnerista, y la construcción de una trama de impunidad y encubrimiento de parte del poder judicial en el caso que lleva más de 14 años de curso inamovible.

Como venimos diciendo, el ejemplo de lucha de Nilda no se agota. Durante el juicio en curso por los crímenes cometidos en la Brigada de San Justo, y durante el testimonio de las hijas de varios militantes desaparecidos a las que la compañera ayudó a conocer y recuperar la memoria de sus padres, apareció el nombre de Nilda. Este año ocurrirá lo mismo en la causa 189 por el CCD “El Infierno” (Brigada de Investigaciones de Lanús con sede en Avellaneda) donde el TOF 1 platense está juzgando a 18 represores de los CCD “Pozo de Banfield”, “Pozo de Quilmes” e “Infierno”, entre ellos al cabo del “Infierno” Miguel Ángel Ferreyro, uno de los guardias de ese campo, torturador y violador de las compañeras allí confinadas.

Pese a su ausencia física, pese a la tardanza del Estado en juzgar estos crímenes imprescriptibles, allí estará una vez más presente Nilda con su testimonio en video el martes 17 de noviembre para relatar su paso por aquel lugar de muerte y seguir exigiendo juicio y castigo a todos los genocidas y sus cómplices.

Pero Nilda no era solo militancia. También le gustaba la literatura, la música y la actuación.

En un video llamado “Árre” (+) realizado desde el Mariana Pineda de Federiquín García Lorca en 2009 junto a su querido compinche de ilusiones, Edgar de Santo, Nilda juega el papel de una versión libre de Mariana y expone un texto suyo que dice: “Sobrevivir, salir, encontrar un mundo nuevo (…) Seguir creciendo, creando, amando desde allí. Sobrevivir, caernos y levantarnos siempre. Persistir, aferrarnos a la vida con uñas y dientes”. Que semejante convicción la exprese una compañera ex detenida desaparecida no hace sino sostenernos en este camino de lucha, que no es otra cosa que la reafirmación de nuestras vidas libres.

Dueña de un humor ácido e inteligente, a la par de una profundidad envidiable al momento de expresar, Nilda fue para muchos de los militantes platenses una referencia ineludible en los momentos difíciles. Su tono pausado y hondo, su claridad y firmeza para formular definiciones políticas formó a muchos.

Nos queda la imagen de la presencia impecable de Nilda en todas y cada una de las luchas en La Plata y la región: con los estudiantes, con los trabajadores, con los movimientos sociales, con el movimiento LGTBI, con los colectivos antirrepresivos, con los espacios de mujeres organizadas y con todas las expresiones de la lucha popular.

Nos queda el invaluable trabajo de recopilación  e investigación de datos de la Asociación Ex detenidos Desaparecidos sobre los Centros Clandestinos de Detención y Exterminio del terrorismo de Estado como uno de los aportas más valiosos para comprender en toda su dimensión la magnitud del Genocidio, y fundamentalmente para esclarecer los hechos  y ayudar a la identificación de los responsables. Nos queda también el espacio Justicia Ya, que con gran esfuerzo construyeron Adriana Calvo, Nilda y lxs compxs de la AEDD para trabajar los juicios a los genocidas desde una posición combativa.

Nilda luchó en la calle y en los tribunales para que se reabrieran las causas contra los genocidas, para que se reconocieran los casos de todos y cada uno de las y los compañeros víctimas del Terrorismo de Estado, para que se condene a los represores con prisión común y perpetua, y para que se investigue seriamente la segunda desaparición forzada de Jorge Julio López. La mayoría de esas tareas no están concluidas y por eso, Nilda querida, continuamos tu lucha.

A TRES AÑOS DE TU PARTIDA, COMPAÑERA NILDA ELOY PRESENTE!!!

RECOGEMOS TU LEGADO Y CONTINUAMOS TU LUCHA!!!

HIJOS La Plata  – NOVIEMBRE DE 2020

(+)https://www.youtube.com/watch?v=rtA7t1gkwQ8

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>