CHUBUT

Abuso sexual a un niño y el tristísimo papel de algunas organizaciones feministas

(Sonia E. Coca/APL) El 18 de septiembre de 2019 compartíamos en esta Agencia, la resolución de la Cámara de Apelaciones(Tribunales, Puerto Madryn )en la causa “Abuso sexual agravado – Caso Ministerio Público Fiscal 56770 Expediente 1047/16. La sentencia dictaminó una condena de 16 años para Bárbara de Cristófano (madre del niño) y 14 años para Julián Morón (exconcejal y pareja de la madre) por el delito señalado.  Desde entonces a la fecha, distintas organizaciones feministas, consolidaron diversas acciones que determinaron el “arresto domiciliario” de Bárbara de Cristófano primero y posteriormente la aceptación desde la justicia para constituirse en “AmicusCuriae”. ¿Qué piden concretamente estas organizaciones? La absolución de ambos condenados. Entre sus argumentos esgrimen que las resoluciones de los jueces se han basado en pruebas falsas. Todos, todas y todes tejieron un plan siniestro. Jueces con movileros, fiscalía con el cura Juan Nota, Cuerpo Médico Forense con las organizaciones sociales. Un complot.

https://www.facebook.com/mujeressanas100/photos/pcb.1407754126319617/1407750682986628/

El cambio de defensa. Toda acción es política

Parten del concepto: “es un mito que los niños no mienten”.

Hablan de perspectiva de la infancia y del niño como objeto. Objeto de manipulación de una de las partes.

El servicio de la abogada de esta organización pro-machista en esta causa es una excepción, generalmente defiende hombres denunciados por abuso sexual a un niño/a. A ultranza.

En esta causa patrocina junto a su colega, a ambos condenados.

Una verdad sí es compartida, el Poder Judicial pareciera transitar en otra dimensión cuando se habla de derechos de los más vulnerables, en este caso, las y los niños. La visibilización de estos delitos contra la infancia molesta en demasía a sociedades cómplices.  Hay para todos los gustos. Están quienes saben y lo niegan, están quienes tienen culpas y miedos, estarán también quienes creen que dos casas y un comercio valen años de dolor. Sin embargo, que también estén de ese lado las y los conocidos activistas de causas justas, de feminismos irreverentes, una organización sindical, las cátedras de género???.

A la teoría del complot se suma el Amicus Curiae.

De qué darán fe esas instituciones feministas?

¿Qué principios reinvindican?

¿Qué contundentes y nuevas pruebas aportan a la causa?

¿Aseguran con su nombre y apellido que no fue factible el hecho aberrante?

El hecho de considerar cuasi habitual la manipulación de pruebas, sugiere no sólo la desestimación y subestimación de la palabra y las marcas irrefutables en el cuerpo total de la criatura víctima, implica también sostener que magistrados, funcionarios y técnicos, terapeutas y medios alternativos de comunicación que le dieron voz y credibilidad a una criatura víctima diseñaron un ensayo de ingeniería social denominado: “Armado de causa”. Se constituyen así las y los neovíctimas. De acusados y condenados, pasan a ser víctimas del aparato judicial y de las organizaciones “con perspectiva de género”.

Instalan “el complot” como estrategia de articulación entre los actores – específicamente del poder judicial- que mediante pruebas y testimonios dictaminaron la condena y una pena de 16 años para Bárbara de Cristófano y 14 años para Julián Morón en el caso convocante caratulado como “Abuso sexual agravado – Caso Ministerio Público Fiscal56770Expediente 1047/16-” a sabiendas de que el delito fue reconocido entonces, por la defensa de los condenados.

Reiteramos, el propio abogado defensor Fabián Gabalachis conocidísimo penalista en la defensa de represores, funcionarios corruptos, ladrones de guante blanco….reconoció la existencia del abuso.

Porqué lo hizo? Por la irrefutabilidad de las pruebas. O será que no le pagaron honorarios?

Como resultado de esta condena, la patria potestad le fue otorgada al padre del niño. Ese dictamen nunca fue apelado por la madre condenada. Ni por las organizaciones dizque feministas que la sostienen. Motivos???

Y la revinculación tan sostenida como bandera qué? No era el momento preciso?

La teoría del complot o la imaginación al poder

Fiscales. Jueces. Cuerpo Médico Forense. Peritos de la fiscalía, peritos de la querella, medios de comunicación alternativos y comunitarios, organizaciones que luchan contra la “trata de personas” y víctimas de abuso sexual a la infancia….y además, particulares, acordaron este proceso sinuoso de principio al fin para obtener esta injusta condena.

Qué imaginación más florida

No se pronuncian explícitamente sobre el denominado S.A.P (síndrome de alineación parental) pero fundamentan sus argumentos en las falsas denuncias que sólo -según explicitan-intentan impedir el contacto de niños/as con alguno de los padres (generalmente hombres acusados de violencia y abuso sexual). Otro de sus slogans es “Infancia compartida” (foto de la organización “mujeres sanas”). Se consideran víctimas los presuntos victimarios pero quienes arman las pruebas argumentativas en estos casos, son las “mujeres despechadas”, “feministas ultra-radicalizadas” de acuerdo a sus declaraciones. Ese suerte de agrupación de mujeres se denomina:“Mujeres sanas”(https://www.facebook.com/mujeressanas100/about/?ref=page_internal ).

“La violencia no tiene género” -esgrimen.

Desde la perspectiva de esta organización, ¿quiénes serían “feministas ultra-radicalizadas”? Se me ocurre que no les gustaría a Mujeres Sanas compartir espacio con “feministas insurgentes”… porque pareciera que existe una agrupación local con esta denominación y firman “comunicados sororos” para con la doblemente mujer condenada.

La Asociación Civil Magdalenas Puerto Madryn, el Departamento de Géneros e Igualdad de Oportunidades de la Asociación de Trabajadores del Estado del Chubut, Secretaria de Igualdad de Oportunidades y Géneros de la C.T.A Autónoma de la Provincia de Chubut, la Colectiva Trabajadoras del CCT CONICET CENPAT” Por una Ciencia sin Machismo”, la Cátedra libre de sexualidad, género y DDHH UNPSJB  (Trelew y Puerto Madryn) quedarían caracterizadas en este concepto de feminismo también, al menos por sus publicaciones e intervenciones difundidas mediante sus redes.

Ahora bien, si existe una connivencia posible, se observaría en esta suerte de alianza.

Quizá estas organizaciones son tan inclusivas que comparten espacio femm-antifemm.

El punto de la unión es la cuestión.

Qué razones las llevan a sostener infactibilidad del hecho? ¿Porqué decidirían anular la voz del niño?

No es menor la elección.

Trato de elaborar pensamientos macabros que me lleven a pensar ¿por qué un padre haría algo así? Por una casa? Por dos? Por toda la península?

Ahora aducen “maniobras políticas”, como si el silencio y la complicidad no lo fueran.

Qué pensaran Ángela Davis, Rosa Parker, Virginia Volten, Bertha Zúniga y tantas feministas que han sido y son fuego que abriga.

Los hechos hablan como un flyer en las redes. Notas exclusivas. Titular en uno de los 2 medios locales.

Prensa servil y oportunista, siempre.

La audiencia en el Superior Tribunal de Justicia

Entonces, en esta nueva etapa, el día 27 de abril del corriente, las defensoras de B y J son acompañadas por la doctora “Mujer Sana” Patricia Anzoátegui y el Dr. Gustavo Topic.

Como estaba previsto, se desarrolló en Rawson, Chubut.

Las organizaciones citadas y la defensa de quienes fueron doblemente condenados, solicitaron la absolución de los mismos. Presentaron un recurso extraordinario “AmicusCuriae” constituyéndose en la figura de “amigos del tribunal”. “El amicuscuriae (amigo de la corte o amigo del tribunal) es una expresión latina utilizada para referirse a presentaciones realizadas por terceros ajenos a un litigio, que ofrecen voluntariamente su opinión frente a algún punto de derecho u otro aspecto relacionado, para colaborar con el tribunal en la resolución de la materia objeto del proceso.” Recordaremos que en cada instancia del juicio las mismas integrantes de estas organizaciones, realizaron presentaciones escritas firmadas por pobladores, directivos de las escuelas de Puerto Pirámides, funcionarios públicos y trabajadorxs de las instituciones del estado que tiene el pueblo. Las dirigencias sindicales tienen un entrenamiento burocrático “afilado” para circunstancias como la presente. No sólo juntaron firmas, produjeron cuentos, payadas, escenificaciones con niños/as y adolescentes que posteriormente tuvieron que eliminar de su sitio web por orden judicial. Contaron con la participación de “la comunidad educativa” general que nunca vió, ni escuchó, nada a excepción de una docente que sí escuchó y creyó en el niño.

Ello dio origen a esta visibilización.

Como parte de esta neovictimización han difundido en la sociedad y en los medios hegemónicos que el acusado Julián Morón es un pobre peón de campo y ella una abnegada maestra jardinera. Julián Morón fue concejal del CHUSOTO (partido del extinto gobernador M. Das Neves). Sus relaciones estaban más vinculadas a la cuestión política partidaria que al alambrado de cualquier patrón. Y si fuera un pobre peón o un cura o una mujer, como partícipes … también sería un hecho aberrante y repudiable. La condición social no define en este caso, la sentencia ni la condena social.

¿Cómo pueden dos empleados pauperizados pagar honorarios siderales a estudios jurídicos fuera de la provincia? Como un detalle al pasar, es necesario señalar que hace ya casi 5 años en Chubut, los trabajadores y trabajadoras dependientes del estado provincial percibimos nuestros haberes con 2 y 3 meses de atraso y se perciben los mismos, en cuotas. La señora Bárbara de Cristófano es trabajadora docente de nivel inicial. Se encuentra dentro de la mayor franja salarial, por lo tanto,la de menor ingreso.

Los eventos como ferias de platos, rifas… ayudan…pero a veces ni como “caja chica”…Lo sabemos, sobrevivimos en esta pandémica realidad.

Para la audiencia del día 27 la Dra. Anzoategui difundió un video en vivo de quienes fueron a apoyar a B y J y esperaron durante toda la jornada. En el interior se encontraban representantes de las organizaciones feministas que firmaron el “AmicusCuriae”.Como en las asambleas estudiantiles y plenarios de trabajadorxs, exigieron ser incorporadas a la audiencia estas representantes para “controlar o garantizar el debido proceso” – dijo alguien por ahí.

Empoderamiento a la altura de la circunstancia, si los hay. Esta exigencia fue modificada por el STJy se le permitió el acceso a la representante de ATE-CTA, Nelly Rovera. De lo expuesto podría deducirse, que esa asociación sindical avala explícitamente el abuso sexual hacia la infancia. Salvo que institucionalmente expresen lo contrario.

Entonces…

Existen ciertos feminismos que parece que no.

Si dudan de una víctima, no.

Si utilizan el nombre de sus representadas/os para intereses personales, no.

Si les sirven “las chapas y los cartones” para esta sororidad espantosa….parece que decidieron con buen tino a la doctora de “Mujeres Sanas”.

Que se sepa que hay mujeres disquefeministas que por sus acciones parecieran pro-pedófilas.

Independientemente de este caso en particular y considerando que hay tanta compañera, hermana, niña niños, en peligro y con una enorme necesidad de ser acompañados/as ante un abuso sexual (infancia o no), es necesario dejar bien en claro, que hay mujeres que sí creemos en la palabra de la víctima, sí escucharemos con delicada atención la palabra de un niño o una niña y esa escucha será el principio de una larga pero posible sanación.