MARY BIANCO, UNA DE LAS FUNDADORAS DE MADRES, CUMPLIRÍA 100 AÑOS

(P12) Fue secuestrada en diciembre de 1977 tras la infiltración de Astiz. María Eugenia Ponce de Bianco nació el 6 de julio de 1924 en Tucumán. Fue llevada a la Escuela de Mecánica de la Armada (ESMA y fue víctima de los vuelos de la muerte. A partir de la desaparición de su hija Alicia Hilda Bianco (Montoneros/ERP) el 30 de abril de 1976 en la provincia de Buenos Aires, Mary cerró su negocio familiar en Mataderos y se convirtió en una militante de Derechos Humanos de tiempo completo. Afiliada al Partido Comunista (PC) desde 1972, fue garante con su propiedad de una imprenta clandestina y rompió con esa organización al no recibir ayuda en la búsqueda de su hija.

Desde febrero de 1977 participó en la gestación del movimiento Madres de Plaza de Mayo y estuvo ese sábado 30 de abril de 1977 en la plaza. En paralelo, integraba Solidaridad, movimiento de familiares del Partido Revolucionario del Pueblo (PRT), visitando a los familiares de los presos políticos, alcanzando dinero y alimentos.

Clara Soledad Ponce, una niña de 11 meses dejada en Casa Cuna, tras el asesinato el 15 de febrero de1977 de su padre Manuel y de su tío Oscar Ponce, fue recuperada por su perseverancia. Las Abuelas como organización no estaban constituidas. La abuela de Soledad no tenía la destreza para reclamar ante la Justicia y Manuel Ponce, su hermano trabajaba en el Servicio Penitenciario y solo se limitó a concurrir al juzgado a buscar a su nieta, según el acta de tenencia del 18 de abril de 1977 con la firma del juez Oscar Hermelo y del secretario del juzgado, el abogado Gonzalo Torres de Tolosa –uno de los represores de la ESMA, actualmente detenido, conocido como “El Teniente Vaca”, un civil implicado en los vuelos de la muerte.

Mary Bianco junto a sus compañeras Esther Careaga y Azucena De Vincenti fueron secuestradas el 8 y 10 de diciembre de 1977 por la infiltración del marino Alfredo Astiz con el propósito de desarticular al arrollador movimiento de Derechos Humanos que representaban las Madres. Ese 8 de diciembre Mary y Esther estaban en la iglesia de la Santa Cruz juntando firmas de familiares y dinero para una solicitada que denunciara las desapariciones y que finalmente fue publicada el 10 de diciembre en el diario La Nación. Ese grupo conocido como de la iglesia de la Santa Cruz, 12 en total, fueron secuestrados, traslados a la ESMA, torturados y arrojados vivos al mar en un avión Skyvan PA-51 de la Armada el 14 de diciembre de 1977, finalmente restituido el año pasado a la Argentina.

Los restos de Mary, Azucena y Esther fueron identificados y recuperados por el Equipo Argentino de Antropología (EAAF) en 2005 y descansan en el solar de iglesia de la Santa Cruz.

Suscribite a los newsletters del Grupo Octubre

Conocé todas las opciones del contenido que podés recibir en tu correo. Noticias, cultura, ciencia, economía, diversidad, lifestyle y mucho más, con la calidad de información del Grupo Octubre, el motor cultural de América Latina.

Dejar una respuesta